Mal dia para buscar

Cargando...

31 de diciembre de 2010

Crucigrama del amante despechado (lo mejor del 2010)

Para mí este es el mejor post que he leído en todo el 2010. Lo publicó "nimias cosas mínimas" el 16/5/2010. Sencillamente perfecto e intemporal.

- Crucigrama hecho por un amante despechado.

•Horizontales:
1.Lo que me rompió.
2.Lo que dijo que yo era para ella. Símbolo químico del elemento que me faltaba cuando me enteré de que me engañaba.
3.Lo que hacían mis palabras de amor en su cabeza. Consonantes de "perdedor".
4.Nota musical (de nuestra canción). Mi única posibilidad para encontrar a otra chica.
5.Número de veces que me creí sus mentiras. Nombre del tío con el que me engañaba normalmente.
6.Aunque cuando yo la pille estaba con... Raíz de la palabra cuyo significado ella desconoce.
7.Tiempo que decía que me querría.

•Verticales:
1.Lo que me puso.
2.Las veces que lo hizo. Su última frase fue: "pero si esto me duele más a mí que a ..."
3.Lo que hizo cuando le dije que yo aún la quería. Lo que tristemente haré a partir de ahora con las citas que me organice mi madre.
4.Mis iniciales. Hasta donde me dijo que estaba de mí (al revés).
5.Primera palabra del graffiti que hice en la puerta de su casa. Comienzo de la segunda palabra (sinónima de la anterior).
6.Número de veces que vimos en el cine la peli que yo quería. Ciudad donde suele finalizar el rally que comienza en la ciudad a la que ella me dijo que iríamos este verano.
7.Su respuesta a todos mis planes para hacer cosas juntos. No es casualidad que Alicia, con la palabra malicia, ...

29 de diciembre de 2010

La muerte del SMS


Existen modas que nos completan, que nos llegan y que nos desaparecen, como un artista fugaz, una hombrera exagerada, las medias con agujeros y algunos tatuajes que pasaron de moda y nos convirtieron en viejunos cuando éramos los más cool al hacérnoslos.

La mayoría de nosotros no nos imaginábamos, en aquellos tiempos en los que los microondas ya no eran artículos de lujo, que pudieras mandar un texto corto a un amigo y que lo recibiera al instante.

Era como cuando nuestros padres se asustaban descubriendo que ese papel que se tragaba una enorma máquina llamada fax aparecía por arte dee magia a cientos de kilómetros de distancia. Una llamada era la confirmación de envío de mensaje. "Te llegó el fax?"

Después ese invento que nunca fue pensado para lo que después usamos que son los SMS tuvo su gran momento de gloria cuando aprendimos que mandarlo a través de un servidor sudafricano (no se si lo recordareis) era gratis.

Luego fue la manera de adivinar cuando ella encendía el teléfono porque teniamos la confirmación de lectura.


Y ese pitido que nos hace sacar el movil debajo de la mesa entre el primer y el segundo plato fue perdiendo fulgor.

Se lo comieron los cambios de estado del facebook, los twits ocurrentes y las wifi gratuitas en muchos restaurantes.

Así que se estima que el uso de esos sms navideños caerá un 25% este año porque empezaremos a felicitarnos de manera unidireccional etiquetando fotos de arboles de navidad o mandando, en el mejor de los casos, algún mensaje personalizado que se quede en la bandeja de entrada de algún correo.

Porque mataremos a los sms pero desafortunadamente es buscar un sustitutivo cómodo, unidireccional y que nos haga sentir en paz con los compromisos que no queremos que duren más allá de un click.


Dentro de unos años quedar para tomar algo, sentirte reconfortado con un amigo y sincerarte sin miedo a que te den la paliza con los problemas de otros será considerado como las comidas que tardan más de 15 minutos en hacerse: un recuerdo del pasado, pero un recuerdo Vintage.

27 de diciembre de 2010

Autoestima mejor que sexo.


Supongo que es por dos o tres motivos. Quizá porque en esta generacion echar un polvo es una de las cosas más sencillas que hay (ojo, si añadimos "buen" ya es altamente complicado). Quizá porque después de los momentos sexuales hemos aprendido que es mucho mejor que nos quieran un poco o que nos den mimos, lo cual ya no es sexo sino autoestima que sube con las caricias ajenas, como una erección de buen rolito. Y probablemente porque el sexo ha sido ese tipo de conquista estúpida que se ha considerado una cuantificación de la capacidad social y hemos aprendido que nunca eres más feliz si echas más (o todos) o menos (o ningún) polvo.

Por eso cuando ella no quiere acostarse contigo y tu crees que sus satisfacciones sexuales han sido cubiertas por otro varón (de diálogo argentino, chulería italiana, alta masculinidad y virilidad de valoración descomunal) es más que probable que simplemente está suficientemente satisfecha con un "estás muy guapa" de un extraño o un "buen trabajo" de sus jefes o simplemente la sensación que te queda cuando sabes que las cosas las han hecho bien.

Y con eso le vale. No necesita la certificación de un polvillo, nocturno o mañanero, que no sepas acompañar de los cumplidos que se merece.

Recuerdo esa canción del meteorologo enamorado que nunca acierta porque siempre dice que hará buen tiempo.

Nadie habla de sexo, porque no importa (aunque ayuda).

26 de diciembre de 2010

El Tango: la banda sonora del 2010

Si el 2008 fue el año que empezó con silencios, se llenó de pop y acabó con largas canciones que me arrastraron hasta los fatídicos finales del 2009, el 2010 es un año lleno de tangos.


Por el tango es un ritmo que despierta mis raíces argentinas y que recuerda aquella historia en la que mi bisabuelo perdía su negocio en una partida de cartas y le explicaba a mi bisabuela el motivo por el que los "Bertani" debían de retornar a España. Es la acumulación de rabia, nostalgia y angustia por todas aquellas cosas que debían de salir bien y por alguna razón te sientes responsable de que hayan salido mal.

Tango es el ritmo del que va a montar un mueble del Ikea y no logra montarlo a las 3 de la mañana, por lo que empieza a cantar a los trozos de madera y los tornillos abandonados rogando porque no le hagan pasar tanta penuria.

Tango es el ritmo del político que, aún habiéndolo intentado, va perdiendo puntos en las estadísticas


Tango es el ritmo del que tenía todo en el amor y lo dejó escapar por el sumidero golpeándose cuando la adivina con otro sabiendo que ese es el camino correcto para que sea feliz.


Tango es el sonido del parado que nunca faltó al trabajo


Tango es el apaleado soniquete de la mujer de edad que añora un amor que aún espera cada día


Tango es hacer un viaje solo y quedarse quieto mirando por la ventana del tren. Vestirse elegante como si fuera el día de tu entierro o el entierro de tu enemigo. Echarse el pelo hacia atrás. Mirar a los ojos de ella antes de ver cómo se deja caer, en medio del baile, en tus brazos y cuando te quedas a un milímetro de besarla al final de la canción.


Tango ha sido la banda sonora del 2010 porque no es pena. Son, un quinto de rabia, un quinto de nostalgia, un quinto de cariño, un quinto de amor y el último son todo las buenas intenciones del niño que vive dentro.

Y el tango es lo que sonaba volviendo a casa conduciendo por la A1 mientras dejaba la nieve a mis costados.

24 de diciembre de 2010

69069 y la navidad.


Dentro de nada me voy a ese lugar de tiempo sosegado y vacío tecnológico que es la casa de mi madre. Así que si mi sobrina es capaz de dejarme un segundo el ordenador para que le quite unos cuando virus (incluído ese desagradable bamboo que todo lo impregna), os escribiré unas felicitaciones que lo único que significan es que estamos aquí un añito más.

Los viajes a Madrid solían estar completados con la radio y esos niños cantando premios en pesetas mientras nos quedábamos en el atasco de Miranda de Ebro.

Hace tiempo que hay autopista y este año miré los números de los demás por internet empezando a no resultarme extraño oir que a quien le toca, le toca en euros.

Supongo que es parte de los nuevos hábitos.

Como es lógico y teniendo en cuenta que un cuarto premio de la lotería ha sido el 69069, lo normal es que no me haya tocado pero la próxima vez que tenga que proponer alguna cosilla inmoral de las que no engordan, diré: "hacemos un cuarto premio?".

Si se dejan algún regalo para mi en vuestra casa, avisarme.

Me encanta la luz que tiene el invierno, cuando hay luz.

23 de diciembre de 2010

Modernos en el pais de Sara Carbonero

Dicen que está demostrado estadísticamente que es mucho más probable salir de casa sin cartera que sin móvil porque tenemos esa sensación incorrecta de que en cualquier momento recibiremos esa llamada que nos cambiará la vida o que con una llamada se pueden hacer muchas más cosas que con dinero o documentación.

Dicen que ver la hora en el reloj es de viejos, porque ahora se mira en el móvil.

Dicen que mirar al cielo par intentar adivinar si lloverá es menos efectivo que consultar al señor foreca.com


Dicen que usar paraguas es de personas mayores.

Dicen, en algunas ocasiones, que haces mucho ejercicio con la Wii y el modernísimo Kinect (falso) pero también sabemos que no hay nada mejor que levantarse por la mañana sin nigúna red wifi cercana, mirar al cielo, salir a pasear con paraguas y, sin saber que hora será, sacar la cartera para pagar un aperitivo porque tu alien interior te está ronroneando que tiene hambre.

Y le engañas con unas aceitunas empapadas en un martini.

Luego te entran ganas locas de poner esa sensación en tu estado del facebook y ya has terminado con la magia.

Asi que me meto en un curioso debate absurdo sobre el fichaje que ha realizado esa televisión tan progre que es la sexta. Ha fichado, después de parir el fenómeno Pilar Rubio, acariciando a Berta Collado y tras el fiasquito de Paula Prendes, a Lara Alvarez como la sustituta natural de ese producto bien producido que es Sara Carbonero. Casi es como si la sexta fuera la cantera de la sexuada Tele5.

Mantengo, sin poner en duda que esta muchacha sea un absoluto fenómeno periodístico a sus 24 años, que aún funcionan en nuestra moderna sociedad igualitaria ese buen contrato a base de un buen par de tetas. ¿Sabes hablar?. ¿Estás tremenda?. Contratada.

Ese contrato no se debe a que el contatador sea un machista asqueroso que considere que, cual derecho de pernada, que esa mercancía pasa a ser parte de un harén privado sino que los espectadores, audímetro en mano, van a otorgar una audiencia superior a dicha franja de información deportiva de la misma forma que sabemos que la mejor manera que ella se centre en esa parte del telediario es que Llorente, Piqué o Ronaldo se quiten la camiseta tras meter su último gol.

Conozco a quien, una vez ganado el mundial, se devoró todos los informativos para ver si hacían algún directo desde las duchas de la selección.

Con lo cual, aunque nos dejemos la cartera, veamos el tiempo sin mirar al cielo, consultemos la hora en el movil y no usemos paraguas, aunque seamos más modernos que una instalación conceptual del Musac seguimos siendo seres humaos que van de modernos pero están llenos de bajos instintos.

Y es un caso global porque en Argentina, a la hora de decidir cual era el mejor deportista nacional, han votado a la guapísima (y 7 veces mejor jugadora del mundo en hockey sobre hierba) Luciana Aymar en vez de al gran (pero no tan guapo) futbolista Messi.

Ahora mismo pienso, en cuanto alguna saque el discurso machista del armario de los reproches, que nunca entendí el motivo por el que las mujeres más hermosas están siempre en las revistas para chicas. No hay feas en los videosjuegos. No hay feas en el Hola (excepto cuando sale la casa de Pitita Ridruejo). Ni en la Sexta, que buscan insistentemente a su nueva Sara Carbonero y luego se indignan de nuestra sociedad machista en sus bellísimos informativos.

(Tengo un amigo que tiene fantasías con las chicas del tiempo. Yo con las chicas, todo el tiempo. No es lo mismo. Son las mismas fantasías.)


22 de diciembre de 2010

Un oso para la depresión



“Hace más de una semana que no hablamos, ¿duermes bien?”.-te dice el oso. “Oye, no tienes la culpa de lo que te pasa, chica, diviértete. Venga, ¿por qué no te animas a salir un rato?” - puede que te hable con su voz metálica sin darse cuenta, porque no tiene sensores en la calle, que hace un frio con el que se te pueden congelar las pelotas.

Dicen los creadores del artilugio que gracias a sus 300 sensores y su cámara (colocada estratégicamente en la punta de la nariz) se puede establecer este aparentemente inofensivo oso como un acompañante de personas mayores o un sistema de vigilancia de niños. Dicen, los que quieren ayudar al depresivo con un oso de peluche, que se pueden establecer ciertas pautas de comportamiento y así el programa informático implantado en el muñeco avisará que el dueño se va a cortar las venas.

Supongo que después los programadores estrán contentos porque aunque el tipo haya fallecido el oso avisó y eso siempre es un triunfo.


Digo yo que si bien la depresión es un problema que va creciendo en esta sociedad que se ha preocupado de ganar más dinero y ser más productivo quizá la solución no es un oso cibernético sino un buen par de amigos. De esos que se sacan de casa cuando estás triste. De esos que se preocupan de ti como un niño de un oso. De peluche. Sin sensores.

Pero ser un amigo de verdad es mucho más caro que lo que cueste el juguete.

21 de diciembre de 2010

Neutralidad y porno en Internet


Internet es un monstruo adolescente que hace años se nos fue de las manos.

Cuando se accedía por Infovía, e incluso antes con las BBS, recuerdo que nos divertíamos descargando con esfuerzo sobrehumano videos pornográficos pixelados de 4 o 5 segundos que nos excitaban como le podia excitar el sexo a un adolescente que quedaba con sus amigos para ver las películas codificadas del Canal+ en un espejo porque decían que así se veía mejor.

Lo cierto es que solamente se veían bien si llegabas lo suficientemente borracho a la hora de la proyección.

Uno de aquellos videos descargados fue la principal travesura que logré cometer en un colegio mayor del Opus Dei, dejándolo "rolling" para ver el grado de indignación y asco que podía sentir un supernumerario en el momento de abrir la sala de ordenadores y encontrarse con aquella visión.

Me expulsaron, pero por poco devoto.

Lo cierto es que todos hemos buscado porno en internet, más aún cuando tus hormonas están alteradas. Es el equivalente tecnológico a las revistas Lib que robábamos los veranos en el quiosco que estaba junto a casa mientras despistábamos al encargado pidiendo flashes de cola.

Después llegó aquel video a todo color de una pareja copulando en las gradas del estado de Sarria y, si soy capaz de recordar, el famoso "Siento un Dálmata" que acercaba la zoofilia a mis ojos más allá de lo que me habían contado sobre Ciccolina.

Ahora, demasiados años después y habiendo usado la excusa por parte de todos los de la "generación Y" que necesitan internet para estudiar, alguien se ha sorprendido por la facilidad de acceso al mundo de la pornografía que tienen los niños.


"Asistimos a comportamientos sexuales perversos"- afirman.

Una de las cosas que sucede con este porno que nos invade, dicen algunos, es que el dia que por fin te llevas a la cama a una sueca calenturienta descubres que el sexo no se parece en absoluto a lo que has devorado en internet y que determinadas posturas son excesivamente complejas.

Supongo que eso quiere decir que despues de los comportamientos perversos llega el sexo tradicional que conocemos los demás.

Supongo que cualquier padre asiste estupefacto al descubrimiento de las necesidades sexuales de sus hijos y supongo que es perfectamente lícito establecer filtros entre la verdad del mundo que está ahí fuera y el momento en que queramos que nuestros hijos tengan acceso a ello. Pero está ahí fuera, es el mundo que hemos creado.


Por muchas leyes Sinde que queramos poner es absolutamente imposible evitar eternamente que los ojos de nuestros niños vean lo que les espera y considero que es la educación, y no ningún programa informático, lo que puede hacer ver tanto la pornografía como otro tipo de elementos mucho más perjudiciales (todos los que impliquen la transgresión de los derechos fundamentales del ser humano) en la justa medida que debe de existir ante los ojos de un menor.

Internet es un medio libre.

Ahora se habla con mucha alegría de la neutralidad en la red y de evitar aquellos controles gubernamentales que nos puedan filtrar aquello que veamos a su voluntad del estilo 1984. Unos dicen que la libertad es poderse bajar de gratis cualquier trabajo de los demás (de lo cual discrepo porque eso, lo siento, es libertad para robar). Otros hablamos de libertad como luchar para conseguir que Internet sea un reflejo de nuestras sociedades.

Y en nuestra sociedad hay porno.

Mucho más del que tú y yo hemos visto. (pero lo practican los demás)

20 de diciembre de 2010

Bicicletas, confianza y autoridad.

No se ve, porque internet tiene la pulcritud de los textos nítidos, pero aquí estaba un tremendo post sobre la libertad a morir dignamente.
Después me perdí en detalles dolorosos, por lo que lo borré.

También estuvo escrito un post sobre la navidad y lo importante que es hacer compras inteligentes y dar de comer a los pequeños comercios pero como hemos sido tres tontos los que nos hemos comido el frio saltando de tiendita en tiendita pienso que era una guerra perdida.

Así que voy a relatar brevemente cómo aprendí a montar en bici.

Mi hermana mayor había estado intentando enseñarme a montar en bicicleta todo el verano porque, al igual que para nadar (que aprendí tarde y mal debido a mi innata tendencia a hundirme), yo parecía un oso de circo con mi bici de ruedines mientras mis amigos ya estaban haciendo caballitos.

Me había llevado a una pequeña cuesta en varias ocasiones y me había explicado con todo lujo de detalles la teoría del ciclismo. A saber: mantener el equilibro, sujetar el manillar recto, dar pedales para mantener la velocidad. Sin embargo yo me avalanzaba hacia la izquierda, que es precisamente donde residía la pared más dura, en una y otra ocasión.

Por ello mismo durante varios días y ante la atenta mirada de mi padre ,oteando desde la terraza, yo llegaba a casa a comer profundamente magullado.

Entonces, un sábado, mi padre alquiló la pista de tenis que estaba debajo de casa. Clavó la rueda trasera de aquella BH roja en el canal donde se quedan las pelotas de tenis al llegar al borde. Quitó los ruedines. Me sujetó el asiento y me dijo que pusiera los pies en los pedales. Agarró con fuerza y me movió para demostrarme que la bicicleta podía tambalearse pero no me iba a caer. Me dijo muy serio y convincente: "vas a dar una pedalada y yo te voy a seguir sujetando.".

Ordenó: "!Pedalea!"

Y yo avancé por la pista de tenis esquivando la red hasta darme cuenta que mi padre nunca me sujetó más allá de aquella pedalada. Cuando yo empecé, él me soltó. Después se quedó en el borde de la pista y me dijo que pusiera el candado de la bici antes de subir a comer.

Y ya sabía andar en bici.

Con él tardé diez minutos y con mi hermana había estado semanas.

Supongo que era una cuestión de autoridad y de saber que con él a un lado no me iba a caer.

Era, como siempre a su lado, una mezcla de autoridad y confianza extrema en que vendría a rescatarme.

(el 20/12/09 una fria capa de nieve y 6 grados bajo cero cubrían la zona norte de Madrid)

19 de diciembre de 2010

Foals. Spanish Sahara.

ayer empecé con el directo del 94 de Counting Crows en Paris y terminé con esto:


...y con una botella de crianza del 2005

18 de diciembre de 2010

Televisiones de derechas



Un amigo se altera y se molesta porque cuando pone la televisión se ve inundado por canales que se parecen sospechosamente a lo peor que es capaz de generar aquella cadena con un torito bravo en su logo. Mete en un saco a VEO7, al sospechoso CANAL13, a partes de Antena3 y, por supuesto, lanza al agua el gato de Intereconomia y sus retransmisiones de misas desde el Valle de Los Caídos.

Siente la profunda decepción para con unos medios que considera que se balancean hacia la parte derecha de la balanza de la misma forma que agarra el Público con la otra y piensa que el gran Wyoming es un genio cuando se está haciendo ese hueco como el Sostres de la izquierda que Gabilondo no supo hacerse.



Es un amigo que ha nacido en un mundo de buenos y malos, sin puntos intermedios.

Una amiga, de esas concienciadas por el bien común y que aún ahora es capaz de apostar por un mundo más igualitario, participa de un trabajo malamente remunerado que se basa en ayudar a las personas en exclusión. (Mujeres, de mejor o peor vida, sin domicilio ni papeles, con hijos a sus espaldas.) Se altera cuando afirma que alguna de ellas se sienta en la cama y exige dinero para tabaco y para fumar delante de su recién nacido sin una mayor preocupación que la de que en su dieta no le den cerdo porque se considera una firme defensora de las creencias árabes. Y porque le gusta más el cordero que pagamos otros.

Mi amiga cree que algunos sistemas de ayuda no suponen más que la creación de parásitos del sistema que van saltando de casa de acogida en casa de acogida, de cursillo remunerado a ayuda social sin que el mismo sistema pueda tener la fortaleza de castigarle con la dureza que merece un caradura sin escrúpulos que se rie sistemáticamente de todos aquellos que nos compramos nuestro piso libre, pagamos nuestros impuestos, nunca facturamos en B, no pasamos de robar algún vinilo en el Corte Inglés y seguimos creyendo en un mundo en el que la gente se salude sonriente por la calle y un sistema que nos pueda abrazar en su seno si algún dia las cosas nos vienen mal dadas.

Pero castigar con dureza siempre se ha considerado una opción de derechas, de la que defienden en los nuevos canales de la TDT.

-Eso son ideas de derechas- le digo.

Las sociedades actuales están viviendo la gran desbandada de la felicidad global a la carrera desenfrenada de la defensa de sus propios derechos adquiridos sin preocuparle el derecho de los demás. Los franceses saben que mandar a su casa a un grupo de gitanos es rentable para las normas democráticas. Los padres saben que una bofetada a tiempo es más efectiva que decenas de largas conversaciones con sus criaturas. Los ingleses saben que subvencionar las universidades les otorgarán solamente menos titulados en paro pero que muchos de los progenitores de los que queman la sede del partido conservador han valorado positivamente esa manera de enfrentarse a los problemas de cara. Los suizos saben que promulgar una ley que expulse a cualquier inmigrante delincuente es bien vista dentro de las casas de los habitantes de su zona. Los españoles alaban que alguien se haya enfrentado al gremio endiosado de los controladores aunque sea con la herramienta del ejército. Los americanos solo se preocupan cuando alguno de sus chicos vuelve en un ataud pero nunca pusieron en duda que si algun árabe había matado a cinco mil americanos en las torres gemelas algún país tenía que pagar por ello, aunque fuera el pais equivocado. Todo esto son ejemplos.

En realidad la salida del gran sueño que supuso el espejismo del estado del bienestar nos deja esa hipócrita actitud tan contemporánea y tan moderna en la que nos encanta hablar de cosas buenas, de amores eternos , de sueños globales, de ecología, de igualdad, de solidaridad. Nos movemos cuando nos tocan el bolsillo, nos vamos a defender lo ecológico en coche, nos gusta defender verbalmente al pobre, comer cordero en casa y que, por supuesto, no nos digan en televisión, si es que estamos con los amigos, nada politicamente incorrecto.

Y en la intimidad de nuestro salón, cuando nos quedamos solos, ponemos intereconomía porque estamos poseídos por un egoísmo tremendamente de derechas.

Eso da audiencia, los audímetros lo saben. En algunos hombres buenos, alguna escena es interpretada con el beneplácito de muchos en muchas televisiones porque, quizá fruto de unas filtraciones se puede afirmar que "no somos capaces de asumir la verdad". (min 5.21)


Piénsalo la próxima vez que algo te de mucha pena pero descubras que eres incapaz de movilizarte. Eres Jack Nicholson de uniforme viendo la TDT, con o sin CNN+.
A los izquierdistas egoistas de mi generación en la de mi padre les llamaban de derechas.
Pd: publicado previamente en Sinusoides.

17 de diciembre de 2010

Los talibanes ideológicos

Existen momentos en los que me hago viejo de repente aunque supongo que se debe a ese estudio de nuevo cuño que es capaz de afirmar que no dormir nos hace más feos. Por eso duermo poco: para que no duela la cara de ser tan guapo (es una excusa para recordar a los Inhumanos).

Así que cuando se va haciendo de noche y quizá por la falta de algún organismo vivo que me pida con voz sensual que me vaya a la cama a calentar sus pies tiendo a regodearme entre los talibanes ideológicos que habitan entre las sábanas de internet.

Voy saltando de la Lisergia Libertad Digital al apocalíptico Gara con soltura.

Hago un tirabuzón entre el supuestamente equilibrado grupo Correo y el defensor del nacionalismo ilustrado que tiende a ser el Deia.

Después hago lo mismo entre la Vanguardia y el Avui

Salto a la palestra estatal abriendo en un navegador El Pais y en otro La Razón, porque el AbC se quedó como la Cope, con el San Benito pero sin Los Santos.

Hay días en que miro de reojo al Publico para sentir que el mundo puede ser más justo a pesar de los grandes capitales que nos oprimen y si paso por el minutodigital me entran unas ganas tremendas de apalear a Zapatero con el cadaver de un inmigramnte ilegal en estado de descomposición.

Y mientras mi cigarro se va consumiendo he pasado por pensar que el PP es la reencarnación del nazismo, que el PNV está enfadado porque le han quitado las llaves de su casa pero que las recuperará como CiU ha vuelto a subirse a las almenas de su castillo y así recuperar la integridad de lo que nos diferencia en detrimento de lo que nos une. Pienso, en otro caso, que los nacionalistas son los responsables de los males del planeta porque hablan euskera pensando, como piensan, que un español es menos que un vietmanita porque todo lo español es malo, incluida la ley antitabaco. He llegado a deducir que la única solución para salvaguardar nuestro modo de vida tras este momento de fracaso socialista y social viene por el establecimiento de un sistema político menos liberal que nos haga más ricos a los ricos para diferenciarnos de los pobres que lo ensucian todo y que vienen a robarnos los trabajos y a nuestras hembras más vírgenes.

Después, tras coger aire entre tanta variedad y sin saber el motivo, termino siempre en alguna página pornográfica o de humor, dependiendo del día y de lo que añore los cantos de sirenas que me dejaron en el ordenador en vez de en la cama acompañado.

Y espero que me llegue el sueño pensando, entre las nieblas que da la noche cerrada de invierno, si alguno de todos esos talibanes ideológicos se cree lo que está escribiendo.

Y pienso que si, que todos.

Todos tienen razón si piensas como ellos.
Cualquier cosa que digas está mal cuando eres el contrario.

Es una pena.

Más aún. Es una pena afirmar que todos sufren de la misma enfermedad.

Sigo buscando un medio equilibrado entre la opinión y la verdad.

Hubiera sido mejor acurrucarme calentito hace horas invadiendo su lado de la cama para ver si la navidad me trae más que abrazos pero la soltería (o la falta de capacidad para la convivencia) te genera estados de opinión que ningún medio de comunicación puede calmar.

Sobre todo si vivimos rodeados de talibanes ideológicos.
Quizá eso es lo que me quita el sueño.
Lo otro, también.

16 de diciembre de 2010

Deshaciendo - Inseparable

A veces sientes que la presión te va deshaciendo facilmente, como un conejo pisado por una plancha caliente.


A veces sientes que eres inseparable, como un anuncio.


En uno de los dos casos jugamos a que es mentira.

(Pero me gustan mucho más los chicles que las figuritas de chocolate con las que invito a las visitas para que me besen. Tengo dos planchas en casa. Y un secador de pelo. Mañana mismo compro chicles, por si acaso.)

15 de diciembre de 2010

Ocasión por Divorcio

Acabo de hacer esta foto:

Exactamente aqui.

Y me he entretenido visitando la pagina del divorciado que, como es lógico, describe una parte del conflicto. la parte que no sale en televisión, he de afirmar.


Pd: sobre "la pagina del divorciado" hay un link.

Los más de Internet el 2010

Como cada final de año los grandes buscadores y todos esos que son capaces de saber por donde nos vamos moviendo, click tras click, por internet, han publicado lo que más buscamos y lo que más vemos cuando nos sentamos delante del ordenador.

Nos sentamos a buscar información, a leer y contrastar noticias, a generar estados de opinión en los foros y seguir a prohumanos en twitter.
Nos sentamos a leer interesantísimas informaciones sobre tecnología y ciencia, sobre psicología y cultura.

Así que los términos más buscados en Google han sido:
1.chatroulette 2.ipad 3.justin bieber 4.nicki minaj 5.friv 6.myxer 7.katy perry 8.twitter 9.gamezer 10.facebook .
(Conozco sólo 5)

(He visto 3)

Bien. Hay que reconocer que lo audiovisual siempre se ha asociado al divertimento, por lo que quizá aún nos queda, en este mundo de gafapastismo que es era twitter, los grandes trending topics de la sociedad global
1.Gulf Oil Spill 2.FIFA World Cup 3.Inception 4.Haiti Earthquake 5.Vuvuzela 6.Apple iPad 7.Google Android 8.Justin Bieber 9.Harry Potter & the Deathly Hallows 10.Pulpo Paul

Esta lista, aunque algo más aceptable para lo éticamente admisible, tiene grandes claros y oscuros porque lo mismo te preocupa el terremoto de Haiti como el Pulpo Paul, Harry Potter o ese preadolescente con flequillo llamado Justin que está comprando todos los boletos para terminar como Macaulay Culkin.

Sin embargo y agrupando las tres listas en una podemos admitir que el uso de internet ya es un uso básicamente ocioso y que si bien el porno se quedó en un lugar atrás con la irrupción de las grandes masas también la cultura se está relegando a un lejano puesto de la cabeza donde residen, desafortunadamente, los chistes con gente que se tropieza, las estrellitas que duran veinte minutos, las modas que van y vienen, los escándalos que se olvidan cuando cambia el tiempo y esos links que mandas a tus amigos.

Pd: el último fenómeno es un video de Bubu matando al Oso Yogui.


Basado en esta escena, por cierto.


Al fin y al cabo Internet no deja de ser un reflejo de lo que somos, y somos lo que vemos. Por millones.

¿Cuantas de esas búsquedas, de esos videos o de esos términos habías buscado antes?

14 de diciembre de 2010

Los dias que flotas

Existen algunos dias mágicos en los que crees que flotas.

Espero que estén cerca y con esa luz, con esa tranquilidad, con esa sensación de sentirte en el mejor sitio que puedes estar.
Solo hay que adivinar cuales son las cosas que te atan al suelo.

13 de diciembre de 2010

Ciberactivistas de salón


En este mundo 2.0 en el que algunos nadamos igual de torpemente que en mar abierto hemos aprendido que si bien antes tenías que esperar que tu modem marcara y se conectara, con suerte, a 56k y si hace nada mandar un email era algo personal que requería cierto esfuerzo en la redacción ahora es tremendamente facil dar al botón de "me gusta".

Millones de personas se han querido considerar partícipes de la defensa de las libertades y de la trasparencia haciendo una ciberguerra contra los medios establecidos en la red.

Han bloqueado páginas de bancos, de embajadas. Han salido en los telediarios con máscaras y se han autoproclamado ser los defensores de la libertad en estas sociedades de súbditos del gran capital.

Se han considerado los reyes del mundo porque hay cientos de pulgares en sus comentarios, miles de seguidores en su twitter y alguno de sus videos son los más vistos en la red.

El error lo cometieron convocando manifestaciones a nivel mundial. 250 personas en Madrid. 300 en Barcelona. Apenas 100 en Zaragoza. Coño, que este fin de semana es el de hacer parte de las compras de navidad. 50 tipos en Londres (el mismo sitio donde hace nada miles se manifestaban porque les subían las tasas de la universidad). Ademas, un freak que se precie no se suelta de su teclado, cual Enjuto Mojamuto.

¿Donde se han metido los millones de fans, las decenas de millones de tweets, los ciberdefensores de la verdad?.

En casa, estudiando. En la calle, de compras con la familia. De fiesta, con la novia. En las estadísticas del blog, viendo si suben. En la redacción de El Pais. Redactando un curriculum que pone "experiencia en CNN+". En cualquier sitio menos donde aún se sigue desarrollando la verdad, que es en el mundo 1.0. En la calle.

Es mucho más fácil "dar un toque" en facebook que sentarte a su lado e intentar ser un tipo brillante, amable, caballeroso y un poco malote, que es lo que le gusta. Muchas veces resulta inviable pagar una copa con elegancia. Nadie quiso pagar una copa a Assange el día que quedaron en la calle para defender la libertad con una movilización mundial. Existen personas que no saben lo diferente que es la vida virtual y la vida de verdad y , sobre todo, lo diferente (a veces a mejor y otras muchas a deprimente) que es cuando la rozas en vez de mandarle emoticones.

Alguno aún se las dará de activista porque agregó a sus favoritos a alguna página liberal de la misma manera que alguno dice que se movilizó contra Franco cuando Franco estaba más muerto que vivo.

Ciberactivistas 2.0, como todo lo 2.0, existe sólo en Internet.

Ciberactivistas 1.0 no vi ayer. Es decepcionante, pero es verdad.
Es 1.0.

11 de diciembre de 2010

Perineos en Checoslovaquia


Hace tiempo hablábamos de dicho proceso en el caso de detectar curas gays en el vaticano. Pletismografía peneana.

Podemos deducir que los curas llegaron mucho antes que los checoslovacos claro que si bien unos lo usan para expulsarte, los otros para darte cobijo.

Partiendo de la realidad que mantengo en la que las inclinaciones sexuales de cada uno se han de quedar en su propia cama y ser intrascendentes en este mundo de secretos descubiertos en el que nos gusta vivir considero que la existencia de la homosexualidad como delito en muchos paises es algo tan anacrónico como la lapidación de las infieles allá por los confines del mundo. Pero también creo que, como no es una enfermedad, es imposible detectarlo porque nunca sabes lo que te gusta ni hay unas tablas que digan si a partir de un punto eres gay o a partir de otro hetero.

Supongo que a algún ultraderechista esta afirmación le parecerá un insulto pero le tengo que recordar que el punto G en un macho varonil está sospechosamente cerca del ano, más o menos un poco más abajo del perineo, que es ese lugar que palpita incontroladamente en el momento de la eyaculación. Si pruebas a tocarlo en ese momento el placer es inmenso. (A veces.) Dicen en el budismo tántrico, en el taoísmo y el gnosticismo universal que la retención del esperma permite al hombre prolongar indefinidamente el acto, intensificarlo hasta el paroxismo, para llegar así al verdadero orgasmo y acceder a niveles de conciencia superiores, que la eyaculación impide y, para eso, hay que controlar el perineo.

Si te despistas un poco puede que accedas donde no debes. No es malo. Tampoco es gay. Supongo que no es muy checoslovaco. O un poco, si superas el estúpido test que aún no incluye conocer la discografía de Olivia Newton John.

10 de diciembre de 2010

Sinusoides

Empezamos a escribir en el Deia, en un blog llamado SINUSOIDES.
(Repetiremos alguna de las entradas que han aparecido por aqui en los casi 3 años que llevamos. Se aceptan propuestas si alguna os ha gustado, irritado o excitado en particular)

Los premios Darwin (en Tele5)

Sólo dos cosas son infinitas, el universo y la estupidez humana,
y de lo primero no estoy seguro.
Albert Einstein

Más o menos así reza la cita con la que descubro una de las miles de opciones que tiene cada uno para tener su momento de gloria en este mundo 2.0 en el que vivimos. Se refiere a los premios Darwin que otorgan , normalmente de manera póstuma, el premio a la muerte más tonta que se ha producido a lo largo del año. (Con la salvedad de la posibilidad de recibir el premio en vida en el caso que el accidentado se haya quedado estéril).

¿Un ejemplo?. Voy a copiar textualmente: [1989] En Francia, Jacques LeFevrier quiso asegurarse de su muerte cuando intentó el suicido. Fue a la cima de un acantilado y se ató un nudo alrededor del cuello con una soga. Amarró la otra extremidad de la soga a una roca grande. Bebió veneno y se incendió la ropa. Hasta iba a dispararse el último momento. Saltó al precipicio y se disparó al mismo tiempo. La bala no lo tocó pero al pasar cortó la soga sobre él. Libre de la amenaza de ahorcarse, cayó al mar. El repentino zambullido en el agua extinguió las llamas y le hizo vomitar el veneno. Un pescador caritativo lo sacó del agua y lo llevó a un hospital, donde murió de hipotermia.
Como es lógico hicieron una película en el 2006 titulada en España "Muertes de Risa" y aunque aprezca mentira, que es ahí donde reside esa mezcla de dramatismo y estupidez, los casos son reales.

Cuando leemos este tipo de casos nos reímos por la estupidez que parece y por la tontería que genera. Sin emabargo alguna extraña razón nos pone atentos cuando vemos por televisión a un soberano idiota poniendo en juego su vida. Esta semana ha sufrido un gravísimo accidente un participante de la versión alemana del Que apostamos (Wetten dass?). El debate, con un chico de 23 años en coma que intentaba saltar un coche conducido por su padre con la única ayuda de unos muelles en los pies, es hasta que punto la lucha por las audiencias puede permitir este tipo de accidentes, supuestamente inducidos por las televisiones. La realidad es que vivimos en un mundo que une dos aspectos extraños de la naturaleza humana que deriva en que algunos se matarían por salir en la tele y otros muchos pagarían por ver esa muerte en directo y poder comentarla a sus amigos en el bar el día siguiente, como si se tratara de un libro de Stephen king.

Creo positivamente que las audiencias son las responsables, como si fueran espectadores del circo, de que las cadenas vayan sobrepasando los límites cada vez un poco más. Ningún programador televisivo dice que no a un par de puntitos de share y ese share lo das tú encendiendo la tele.

Respecto de los premios Darwin estoy seguro que algún directivo de Tele5 está pensando en hacer recreaciones en directo para cuando el filón de la Esteban se acabe. Y la mayoría encenderá la tele.

Podeis leer más de un caso en español o en la web oficial (ingles)

Pd: recordemos a David Carradine, M Hutchence o Lupe Velez una vez más.

9 de diciembre de 2010

Por si me siento solo.

En el capítulo 18 de la cuarta temporada de "sexo en nueva york", que es el capítulo en el que Miranda tiene a su hijo, Big ha decidido marcharse de esa ciudad que le castiga, comprar un viñedo, cambiar de estilo de vida. Carrie, que se siente sola tras pasar de decepción en decepción, le llama y se acerca a su casa, encontrándose de frente con ese momento de vacío que tienen las mudanzas. Él le va enseñando sus discos y descubren una copia en vinilo de Moon River, que es lo que él se pone los dias que se siente solo porque le recuerda los tiempos felices de sus propios padres. Bailan. Se ponen tiernos. Se raya el disco. Ella, que lleva enamorada desde el primer capítulo de Big, porque eso lo sabemos todos, decide, por ese rubor que dan siempre los besos que saben a compromiso, irse. Quedan , sin embargo, para el dia en el que él se marcha. Ella, que ha estado justamente en el hospital con Miranda, llega tarde. La casa la encuentra vacía con dos objetos apoyados en la pared. En uno pone: "por si te sientes sola" y es ese vinilo con Moon River. En otro pone: "por si me siento solo" y es un billete de avión.

Más o menos es así:


8 de diciembre de 2010

Cantona y Assange: dos hombres y un destino

Las movilizaciones populares y los "me gusta" del hipócrita facebook promulgan el movimiento popular contra los bancos y a favor de aquel que sacó las informaciones de Wikileaks. Miles de personas apoyan desde sus ordenadores a ambos personajes considerándoles referentes antisistema.

Uno es rico por sus años de deportista de éxito. El otro por vender documentos clasificados. Estoy seguro que ninguno de los cuatro: ni uno , ni el otro , ni tú, ni yo hemos sacado nuestro dinero del banco. Tambien estoy absolutamente seguro que los enfadados gobiernos de los paises que se han quedado al aire con las filtraciones de documentos saben perfectamente que no nos vamos a movilizar mundialmente porque al señor Assange le mentan en la carcel.

"Una pena", dirán algunos.
"Una verguenza", dirán los más irritados.

Después sacarán dinero del cajero y se volverán a indignar cuando se enteren que algunos gobiernos mantienen el sistema global dejando que los ricos sigan siendo ricos, los pobres continúen pobres y unos paises aplasten a otros para que tú y yo podamos comprar regalos de navidad mientras comemos pavo.

El destino de Cantona y Assange , al contrario que el de Redford y Newman es el mismo: desidia.

7 de diciembre de 2010

Chillida 2002 - ChillidaLeku 2011


Conocí a Chillida de la manera más mundana: en un restaurante. Yo acababa de llegar de pasar unos dias extraños en Logroño, disfrutando de las fiestas de San Mateo y durmiendo en el renault 5 amarillo de un amigo aquel dia que me perdí después de comer morritos de cerdo y beber grandes cantidades de zurracapote. Como contrapunto en mi llegada a Donosti acudí a una cena en el Panier Fleuri alrededor de una mesa en la que se hablaban varios idiomas mientras yo vestía un jersey de lana (que me puse el pasado jueves) comprado en las fiestas de Bilbao de aquel año en un puesto de hacendosos peruanos de aquellos que no pagan licencia de apertura.

Por allí pasaban, en medio de la vorágine del festival de cine de San Sebastián que ganó "Alas de Mariposa" grupos de actores y actrices, productores y directores, invitados varios y agregados postadolescentes, que era mi caso.

En un momento un hombre delgado, con el pelo cano y cara de estar tranquilo en todo momento, saludó a quien estaba a mi lado. Era Eduardo Chillida que venia a cenar al mismo local. Como yo era un aficionado a los efectos digitales mi compañero de mesa me estuvo explicando que estaba en un proyecto con el escultor para hacer una obra virtual, exclusivamente en 3D, y que el dia siguiente había quedado con él en su casa de Igeldo para analizar detalles.

Cuando quise volver a buscar al artista entre la gente no le volví a ver, como si fuera un fantasma.

Lo cierto es que existen determinadas personas que, por un motivo u otro, irradian sobre tí una determinada sensación en el momento en que estan cerca. Tanto Chillida como Nestor Basteretxea (otro escultor más que interesante) irradiaron sobre mí sensación de tranquilidad. Es esa tranquilidad sin prisa que da saber que el tiempo es un producto que hay que degustar, como quien come despacio en este mundo de fast food. Es ese momento en el que paseas despacio en el lateral de un río esperando no llegar nunca al final del trayecto guardando para tí cada uno de los detalles. Es ese momento en el que cierras los ojos en medio de un abrazo. Es, supongo, ese tiempo que te das para poder decir que aquella escultura ha llegado a su destino despues de pasar horas muertas limando alguno de los detalles.

Unos años después Chillida, como cualquier mortal, murió. Dejó tras de sí una obra personal impregnada de aquella paz entre las formas casi industriales de sus creaciones. Y sus hijos proyectaron Chillida Leku, un museo con sus obras que intentaba hacer entender la manera de ver el arte que había desarrollado a lo largo de su vida.

Después de 10 años Chillida Leku se muere ahogado por el rodillo de las prisas económicas de nuestra era. Algunos medios extranjeros (The Guardian, The Independent) han tildado este cierre como un reflejo de la crisis española que se lleva por delante el sueño de uno de los más grandes artistas del siglo XX. Otros medios más cercanos se encaran con la cabezonería de hacer de éste un museo de gestion privada que , como empresa privada que es, tiene el riesgo de caer en las garras de la ruina.

En realidad todos esos factores unidos más esa mierda cultural que hace que haya colas para ver el museo de cualquier equipo de futbol de segunda división pero caigan las visitas a los museos donde se expone cultura de verdad es lo que se lleva por delante a cualquier iniciativa privada que incluya paz y arte.

Y las ruidosas entradas para los partidos de futbol, a partir de 80 euros.

Simplemente se vuelve a certificar que no hay espacio para el arte en el mercantilismo privado del nuevo 2011. Es mucho más rentable vender entradas para gritar a un arbitro que intentar venderte enseñanzas para degustar el tiempo.

Pd: Desconozco si acaso nuestros nuevos valores culturales también se lleven por delante aquel proyecto de Tindaya.

6 de diciembre de 2010

El puente en casa


Claro que teniendo en cuenta lo de la enfermedad contagiosa huelga de los controladores, el frio que hace por ahí y lo de la bajada de cotización del euro (que nunca he sabido realmente si es bueno o malo aunque me escandalizo porque los presentadores de noticias usan esa entonación (!el nivel de deuda es de 247!. Ah...)) supongo que como en casa no se está en ninguna parte y así puedo jugar con mi vello facial y ver si soy más ridículo con barba, con perilla o con bigote.

5 de diciembre de 2010

Solidarios a medias y de huelga.

El jueves pasado estuve en una tertulia televisiva (una mezcla local entre sálvame y cronicas marcianas con muchos menos recursos) donde analizábamos la tendencia de ampliación de los horarios de apertura de los centros comerciales y comercios varios.

Como era de esperar un par de sindicalistas furiosos apelaban a la ilegalidad de esos horarios y esos sueldos míseros que pagan a quienes están ahí sentados, detrás del mostrador, trabajando como chinos (eso de "chinos" no viene a azar) para que vayas tú a comprarte unas pilas a las tres de la mañana.

Como es lógico y humano, existe esa aspiración tan mediterránea de intentar conseguir que te paguen una buena cantidad de dinero por quedarte en tu casa viendo la tele. En Bilbao la empresa que gestiona el metro ha ofrecido a quien quiera trabajar en nochebuena y fin de año un plus de 350€ y los sindicatos han gritado diciendo que trabajar en nochebuena es explotar al trabajador.


Los amigos de la demagogia se exaltan diciendo que no conocen ningún ayuntamiento que trabaje en nochebuena ni ningún alcalde que haga inauguraciones la noche de fin de año. Tienen razón pero para llegar a ese punto les podemos devolver la pelota diciendo que podían haber estudiado para alcalde, que las oposiciones son sencillas. Reyes de la demagogia somos todos. Supongo que los conductores de transporte público querrán ir a comprar por la noche a alguna de esas tiendas donde les explotan a otros. Quizá irse de puente en un avión controlado por alguno que se pone de baja.

Supongo que son los mismos que gritan en los aeropuertos cuando no les llevan los taxistas porque quieren liberalizar el mundo cerrado de las licencias.

Son los mismos que se enfadan cuando yo no puedo servirles material porque los camioneros han dejado de trabajar para protestar por la subida del gasoil.

Son los que entran a comprar en mi comercio a última hora y no son capaces de pensar que me quiero ir a mi casa.

Son los que se quejan de las ayudas que dan a los inmigrantes pero luego te suplican que les dejes la venta sin iva.

Son ese tipo de solidarios a medias que tan de moda se ha puesto. Solidarios con ellos mismos.

No puedo estar de su lado.

4 de diciembre de 2010

Departure of love

Una de las cosas que tienen los trenes y que nunca tendrán los aeropuertos es ese componente nostálgico , amoroso y sentimental que tiene despedirse en andén, salir corriendo detrás del vagón para no perderse su última mirada o dejar la mano en alto muy quieta mientras el humillo que sale debajo de las vías te va recorriendo los pies. En los aeropuertos siempre ves marcharse a las personas rodeadas de algún miembro de la seguridad del estado que es realmente el último que la toca mientras la está cacheando, como si profanara el sacrosanto momento de las despedidas. En el aeropuerto nunca sabes si en la zona de embarque está respirando aliviada porque ya te perdió de vista, si darte la vuelta o mandar un sms avisando a tu destino que llegarás en un par de horas.

Creo que sólo me he despedido una vez en un andén, y no era yo el que se marchaba. Creo que he recibido más de un sms en un aeropuerto, pero ninguno era para que me volviera. Quizá no lo hubiera hecho. Nunca he corrido detrás de un tren, y menos en blanco y negro. Supongo que con mi falta de tacto la historia, más o menos, podría ser como la del video:

Lo que es cierto es que no recuerdo viajes acompañado. Al menos en tren. Quizá en avión. Será por cobardía o casualidad que siempre he vivido encerrado en un coche y ahora, que empiezo a ver el aspecto romántico de los andenes, todavía no hay tren de alta velocidad cerca de mi casa. Pero veo las vías. El problema del tren de alta velocidad es que por mucho que corras a su lado, no llegas. Tampoco es en blanco y negro. Ahora ya no van a carbón, que es lo que me van a traer los reyes.

PD: Respecto de los controladores recordemos que en 1981 Reagan despidió a 12.000 despues de que sucediera algo similar. Aqui estudian acusarles de sedición...

3 de diciembre de 2010

Infidelidad por sexos

Publican un estudio que intenta responder a la pregunta: ¿Qué es peor para tí, que te deje por un chico o por una chica?.

Partiendo de que te tengan que dejar, lo cual siempre es una cochinada, lo curioso es que los hombres suelen preferir que, si se ha de dar el caso, les dejen por una mujer. Y las mujeres llevan peor la infidelidad sentimental que la sexual, cuando para un hombre, que siempre tiene ese componente genético de la posesión, el acto parece ser el gran problema.

A un amigo, hace muchos años, una novia le dejó porque quería meterse monja. Eso le destrozó. Le dije, mientras le ponía la mano sobre el hombro, que contra eso era imposible luchar porque nunca podría llegar a ser como Dios. Si ella me dejara por otra mujer tampoco podria competir pero si fuera por un tipo normal y corriente lleno de defectos (como somos todos) entonces esa sensación de error que se te pone en la boca del estómago se quedaría residente dentro de mi.

La mujeres de la encuesta prefieren que se vayan con otra porque siempre piensan que "él se lo pierde" y si se fuera con otro hombre tienden a considerar que no hicieron bien lo que tuvieran que hacer. Toleran el sexo, pero no el amor ajeno.

Lo único que queda en igualdad es lo que te molesta que las cosas pasen en tu contra. En eso es lo único en lo que hombres, mujeres y vivecersa quedan a la par.

Si ella me dejara por otra mujer, que me mande fotos.

Pd: siempre me acuerdo de la letra de "What It Takes" en estos casos.